Relato: Nuestra primera vez (II: El regalo del compadre)







Relato: Nuestra primera vez (II: El regalo del compadre)

Como les describía en el
relato NUESTRA PRIMERA VEZ, en una noche de copas y calentura, mi esposa
y yo, hicimos realidad varias de nuestras fantasías sexuales, con
Lalo nuestro compadre, pero la cosa no paró ahí, a mi mujer
se le quitó la pena y la vergüenza y se volvió a partir
de ese momento en una PUTA en toda la extensión de la palabra ya
que le abre las piernas le para el culo o le mama la verga al compadre
las veces que él se lo pide, mi mujer creo yo, se encuentra obsesionada
con lo grande que tiene la verga el compadre, ya que con tal de que se
la meta hace cosas de las que no la creí capaz, como por ejemplo:
en ocasiones la hace que se masturbe enfrente de los dos con un consolador
que él le regaló, mientras nosotros la vemos nos masturbamos,
para luego echarle la leche de los dos en el cuerpo en la cara o en las
nalgas, ya que no la quiere recibir en la boca pues dice que le da asco,
tan luego llega Lalo a la casa ella inmediatamente se despoja de sus calzoncitos
y sostén quedándose únicamente con su vestido puesto
por si alguno de los dos se la quiere coger, ella ya se encuentra lista,
la hace que se ponga sus batas transparentes que tiene para dormir sin
traer nada debajo y que así ande por la casa haciendo sus labores,
mientras él la está observando y de vez en cuando metiéndole
el dedo o la lengua en cualquiera de sus hoyitos, aprovechando esta situación
se la ha cogido en la sala, en la cocina o bañándose, en
ocasiones me hablan por teléfono a mi trabajo dejando descolgado
el auricular para que yo escuche lo que se dicen mientras están
clavando o llego de improviso a la casa y los encuentro cogiendo o durmiendo
cansados después de haber terminado, por tal razón quise
comprobar hasta dónde eran capaces de llegar por una cogida e hice
lo siguiente: Era 13 de Septiembre cumpleaños del compadre, lo invité
a tomar una copa y festejar así ese acontecimiento, él me
preguntó si mi esposa iba a estar con nosotros le contesté
que sí y le comenté que fuera preparado ya que le daríamos
una gran sorpresa, quedamos de reunirnos entre las 19:30 y 20:00 h.





En
uno de los portales del Zócalo en pleno centro de la ciudad. Le
dije a mi mujer que se pusiera muy guapa y cachonda porque íbamos
a salir, de camino al lugar de la cita me preguntó que a dónde
nos dirigíamos le dije que al Zócalo a festejar el cumpleaños
de Lalo y que ella era el regalo, además le dije hoy quiero hacer
algo diferente, le pedí que se desnudara completamente y de atrás
del respaldo saqué unas zapatillas, medias color negro y un zarape,
le dije que esa era toda su vestimenta, me dijo estás loco ni creas
que voy a ir así, le estuve insistiendo y al final accedió,
la llevé a un lugar solitario para que se cambiara, al estarlo haciendo
noté que sus pezones estaban muy erectos comencé a jugárselos
y cuando bajé la mano y le toqué su chochita ya le tenía
muy húmeda, me comentó que estaba muy excitada y me preguntaba
qué íbamos a hacer, le comenté que era una sorpresa
para ella y para Lalo, cuando estuvo lista enfilamos hasta el punto de
reunión estacioné la camioneta a unas cuadras y de ahí
nos fuimos caminando, quiero comentarles que se veía preciosa muy
bien arreglada, el zarape le llegaba arriba de las rodillas y de cuando
en cuando por las aberturas de los lados se lograba ver parte de su desnudez,
también aprovechaba estas aberturas para meterle la mano y jugarle
los pelitos de su monte, acariciarle los senos y la redondez de sus nalgas,
dos o tres veces le metí el dedo en el ojo del culo y la verija
que se encontraba más mojada.





Llegamos al zócalo y todavía
no llegaba el compadre, había mucha gente tomando en las mesas de
los portales otros caminaban alrededor del kiosco mientras escuchaban la
marimba que tocaba en esos momentos, empezamos a dar algunas vueltas y
me comentó que tenía miedo que se le fuera a levantar el
zarape y me pedía por favor "ya no me metas la mano que se
puede dar cuenta la gente de cómo vengo". Por fin llegó
Lalo nos sentamos y empezó la plática, después de
algunos tragos y ya medio mareados le dije que tomara su regalo el cual
traía mi esposa bajo el zarape, Lalo metió la mano y cuando
se dio cuenta de cómo se encontraba mi mujer no ocultó para
nada su sorpresa, nos comentó que nunca se imaginó encontrarla
de tal forma, seguimos tomando y platicando, después de un rato
Lalo le metía la mano en forma descarada para tocarle su monte de
Venus o sus senos, además de cuando en cuando le metía también
los dedos en sus hoyitos, me daba cuenta de esto ya que ella de repente
pegaba, brinquitos, entrecerraba sus ojos o se pasaba la lengua por los
labios o de plano se los mordía, es más Lalo me enseñaba
lo mojados que se los dejaba cada vez que se los metía, de repente
nos dijo que estaba muy caliente y que se la quería coger para esto
tomó la mano de mi mujer y la puso sobre su bragueta para que ella
pudiera sentir la erección que tenía, mi mujer tocó
la mía y decidimos retirarnos del lugar, llegamos a la camioneta
de él, una vagoneta con los vidrios polarizados, me pidió
el compadre que yo manejara y ellos se fueron en el asiento de atrás,
entonces les pregunté a dónde quieren que los lleve a coger
y me contestaron a donde sea, ya dentro del carro inmediatamente se empezaron
a besar, acariciar y se desnudaron, quedándose ella únicamente
con las zapatillas y medias puestas y dio inició la función.
Empecé a manejar por las calles del centro de la ciudad, primeramente
él se acostó y a ella la puso hincada sobre su cara le empezó
a dar una mamada fenomenal, yo veía cómo mi esposa se jugaba
los senos, se pellizcaba los pezones, mientras él le metía
la lengua por todos lados por el culo, por la verija le chupaba el clítoris
ella gritaba pujaba y se retorcía de placer, luego hicieron el 69
ella como pudo se metió la verga en la boca y la mamaba con desesperación
primero la cabeza que para esos momentos ya se encontraba muy hinchada
y con gotas de lubricante en la punta, no sé sí por probar
éstas o por metérsela más de la cuenta como que le
quería dar vómito, pero seguía pegada a ese trozo
de carne, dejó la cabeza y empezó a mamarle todo lo largo
del tronco pasándole la lengua de arriba abajo o dándole
chupetones, el compadre decía que si seguía haciéndole
eso se iba a venir en su boca, por lo que ella se quitó inmediatamente
de este manjar que se estaba comiendo. La puso sobre el respaldo mío
y la hizo que se agachara lo más posible para que su culo quedará
al aire le mamó el ano y ya que lo llenó bien de saliva con
los dedos le embarró un poco del lubricante que tenía él
y ella, le dirigió la punta de la verga hacía ese canal negro
y de un solo empujón se la dejó ir, ella pegó un grito
no sé si de dolor o de placer, mi mujer me pidió que me quitara
los pantalones para que ella me masturbara con una mano mientras con la
otra se masajeaba el clítoris, se movía en gran forma, gritaba
y gemía con tal fuerza que en cada esquina que nos parábamos
por los altos del semáforo, tenía que subirle el volumen
al radio y pedirles a los dos que se callaran ya que las personas o algún
agente de tránsito nos podía descubrir, ella sola se la metía
y se la sacaba, se movía en círculos y con estos movimientos
de inmediato se vino, llegamos al otro lugar donde tenía pensado
llevarlos por lo que les pedí que se vistieran. Detuve el carro
a unos metros de la entrada de un cine llamado "Rió" en
el cual se exhiben únicamente películas pornográficas,
le pedí a Lalo que comprara tres boletos para poder entrar, mi mujer
me dijo cómo crees que vamos a entrar ahí le contesté
que el compadre entraría primero y nosotros después y ya
dentro nos reuniríamos, y así lo hicimos.





Entramos al cine
y este se encontraba casi desierto, sentamos a mi mujer en medio de los
dos y de inmediato empezamos a mamarle cada uno un seno ella se calentó
de inmediato por esta acción y por la película que estaba
pasando, la abrimos de piernas poniéndoselas sobre los descansa
brazos de la butaca, él le metió el dedo por la verija y
yo por el culo, se puso tan caliente que nos pedía que nos la cogiéramos,
en ese momento me pidió mi compadre que nos fuéramos a un
motel a coger más a gusto y fue donde les respondí "
no compadre aquí quiero que te la claves" ella inmediatamente
me dijo estás loco aquí nos pueden ver, mientras él
ya se había bajado los pantalones y tenía la verga en todo
lo alto pues lo calzones lo había dejado en la camioneta, la hizo
ponerse de rodillas ella ya no dijo nada accedió de inmediato, le
hizo a un lado el zarape se puso detrás de ella y se la dejó
ir por la verija, ella pujaba y gemía de placer, tomó mi
verga con sus labios y empezó a darme una mamada impresionante nunca
antes lo había hecho así, yo aprovechaba para jugarle las
chiches en algunos momentos le tocaba la verija que la tenía retacada
de verga tomaba mocos que le escurrían y se los embarraba en las
chiches quiero comentarles que en un determinado momento toqué la
verga del compadre para sentir cómo se la dejaba ir, la tenía
muy resbalosa por la cantidad de mocos que tenía y palpaba cómo
se la dejaba ir completita, luego la desnudó completamente y la
acostó sobre el zarape, le alzó las piernas y se la volvió
a clavar, tomé a mi mujer por los tobillos y le alcé un poco
más las piernas para que le entrara más y mejor, para este
momento ella ya no sabía qué hacer únicamente gritaba:
¡¡¡ Así papacito cógete a tu puta !!! ¡¡¡
Lalo no me la vayas a sacar por favor!!! ¡¡¡ Muévete
más rápido que me voy a veniiiiiiir!!! Y se vino copiosamente
al igual que el compadre, cuando terminaron pensé en cogérmela
yo y al voltear me di cuenta que en los asientos de atrás se encontraban
dos personas viendo aquel espectáculo y masturbándose en
plenitud se los comenté y se levantaron de inmediato y es que en
ese momento también se acercaba personal de seguridad para ver qué
sucedía todo por los gritos que dieron, se salió Lalo y fuimos
detrás de él, al llegar a la puerta de salida del cine, todo
mundo nos miraba mi esposa me decía apúrate que la leche
del compadre se me está escurriendo por las piernas, llegamos nuevamente
al carro y mi compadre insistió en que siguiera manejando, yo le
comenté que ya no me aguantaba y quería hacerle lo mismo,
me dijo dame chance es mi cumpleaños, empecé a circular por
las calles y cuando vi ya la tenía nuevamente bien clavada y ahora
sí la tenía completamente desnuda ya sin medias ni zapatillas,
me fui a estacionar a una calle muy oscura y en la que no transita mucha
gente, tomé una linterna de mano abrí la portezuela de atrás
en donde ellos estaban y me senté en la banqueta a observarlos,
cuando me bajé la tenía con las piernas al hombro y estaba
dándole unas metidas fenomenales se la sacaba casi completamente
y se la dejaba ir toda hasta la empuñadura, por los mocos que le
había dejado en el cine se formó una espuma blanca en deredor
del agujero de la verija y le bajaba por el culo llegando hasta el sillón,
con uno de mis dedos tomé suficientes mocos lo lubriqué bastante
y se lo metí en el culo a Lalo, este empezó a gritar de placer
y le comentaba a mi mujer que se iba a venir, quité el dedo de ese
lugar y metí mi cabeza entre las piernas de él y comencé
a meterle la lengua en el ojo del culo de mi esposa, al sentir esto ella
pegó un brinco y la piel se le puso de gallina, sentía yo
el roce de la verga del compadre en mi nariz cuando entraba y salía,
así la tuvimos un rato luego el compadre se tendió de espaldas
y a mi esposa la puso sobre él dándole ella la espalda, se
la metió por el culo, entonces le pedí que se recostara sobre
el pecho del compadre y aproveché esto para mamarle ahora la verija
y sobré todo el clítoris, toda su chochita tenía un
sabor muy rico por la leche que tenía embarrada, seguía gritando
y jadeando al sentir que se venía nos pedía: ¡¡¡
Por favor ya déjenme en paz!!! ¡¡¡ Así
mis padrotes cójanse a su puta!!! ¡¡¡ Mámame
más rápido por favor!!! ¡¡¡ Lalo muévete
que me voy a veniiiiir!!! De repente mi compadre sacó la verga de
ese agujero y se la metió por la verija nuevamente, al sentir la
cabeza de su verga pegarme en mis labios dejé de succionarle el
clítoris, Lalo me pedía que le siguiera chupando, volví
a mi tarea esta vez únicamente con la lengua le jugaba ese punto
que la hacía ponerse tan loca, y ahora sentía en los labios
el roce de Lalo al entrar y salir, por momentos yo sentía que el
compadre en forma voluntaria sacaba más de lo debido la verga con
el fin de que se saliera de su cauce y me pegara en la boca para mamársela,
después de varías veces que esto pasó me quité
de ahí y me senté en la banqueta para seguir observándolos,
entonces vi cómo los labios de la verija de mi esposa rodeaban amorosamente
el grueso y bien lubricado tronco de la verga que le seguía entrando
y saliendo, no duraron mucho rato y se vinieron los dos, cuando vi que
terminaron, puse a mi mujer boca abajo y se la metí primero por
la verija para tomar un poco de mocos y luego se la dejé ir por
el culo, como mi verga no tiene el mismo grosor que la del compadre, sentía
este conducto muy ancho y aguado me moví lo más rápido
que pude ella se volvió a venir y yo enseguida dejándole
el culo lleno de leche. Después de un rato de descanso nos compusimos
la ropa y nos alejamos de ese lugar, mi compadre quedó muy contento
y agradecido con su obsequio y la forma de disfrutarlo, él hasta
la fecha continua interviniendo de manera muy activa en nuestras vidas
y juegos sexuales, en una de sus visitas nocturnas a mi casa estando yo
encima de mi mujer él aprovechó este momento para ponerme
la punta de su verga en mi culo sentí escalofríos, bueno
eso se los contaré en otra historia.


Gil y Oli. P.D. cualquier comentario
enviarlo a POR CUESTIONES DE PRIVACIDAD ESTE EMAIL FUE REMOVIDO y
si es posible enviarnos fotografías cachondas. Gracias.


Por favor vota el relato. Su autor estara encantado de recibir tu voto .


Número de votos: 1
Media de votos: 10.00





Relato: Nuestra primera vez (II: El regalo del compadre)
Leida: 2285veces
Tiempo de lectura: 10minuto/s





Participa en la web








Contacto
Categorias
- Amor filial
- Autosatisfacción
- Bisexuales
- Confesiones
- Control Mental
- Dominación
- Entrevistas / Info
- Erotismo y Amor
- Fantasías Eróticas
- Fetichismo
- Gays
- Grandes Relatos
- Grandes Series
- Hetero: General
- Hetero: Infidelidad
- Hetero: Primera vez
- Intercambios
- Interracial
- Lésbicos
- MicroRelatos
- No Consentido
- Orgías
- Parodias
- Poesía Erótica
- Sadomaso
- Sexo Anal
- Sexo con maduras
- Sexo con maduros
- Sexo Oral
- Sexo Virtual
- Textos de risa
- Transexuales
- Trios
- Voyerismo
- Zoofilia


Afiliados




relatos eroticos reales de abuelitos y sus nietaspadre relata como tenia sexo con su hija invalidaRelatos de mi hermanitavideo porno gay gratis españolrelatos anal padrastrorelato me follé a mi hermana borrachale hice sexo oral a mi tia relatoRelatos eroticos gratis incesto sobrina de 13 añitos primera vezrelatos porno caballorelatos de trios y zoofilia mujerexhibicionista busporno nieto y abuelarelatos pornos de amigas de mi madreMi abuelo le folla el culo a mis hermanas relatosmi hijita de 9 añitos relatomisrelatos porno puta.mamacamioneros y mi mujer relatos eróticosIncesto con la abuela relatadosmujeres manoseadas por patronesrelatos maduras pornorelatos gay familiahistorias porno gratislos mejores relatos porno gay con mi hermanastro y padrastoWww.de relatos de incesto y amorfilialenfermeras muy cachondasrelatos pornos jugando con mi cunadomasaje pornograficorelatos exitando a mi papiRelatos porno lesbicos madre e hijarelatos eroticos mi vecinito gay cuentos porno gey padre pollonhistorias eroticas de nenas de 9 gratisIncesto con la abuela relatadosrelatos heroticos de parodias victouriosRelatos gays chupala nenerelatos, mi sobrinita juega con mi penexxx relatos amor filial mama en el campoxxx relatos eroticos mi hermano me metio mi calson ala bocaRelatos pornos de mí abuela 2relato porno incesto hijarelato porno cogido por mi perro a mi 10cuanto tiempo dura un inyección mal puesta xxxrelatos porno mi esposa me relata como se coje a su amanterelatos porno de jugando y sin querer me la cojihistorias eroticas de nenas de 10 gratisIncesto con la abuela relatadosejecutivos gayshistorias porno gratisel papa de aldana completorelatos filial mi hijita relatos porno de esposas con sobrinostranx pornoRelatos eroticos gratis espiando a mama cuando esta en el establorelatos eroticos mi esposa en licrasrelatos page la clases con sexorelatos eroticos apuesta entres amigasrelatos madura playaincesto gay relatoRelatos erotico mi vecino me violorelato erotico cibersexo incesto mi tia es calienterelatos erotico con mi nietaRelatos gays los calzoncitosrelatos porno de narutoPapa me opere las tetas relato eroticodibujos poringaRelatos de sexo no consentido con misioneras americanasrelatos porno chiquitarelatos gaisrelatos eroticos - incesto familiar:rico intercambio entre mi vecina y su hijo y mi hijo y yorelato porno le debia dinero a mi hermano y le pague singando con elhistorias porno gratisrelatos xxx teniendo sexo con mi hijo de 12mis relatos porno curiosaporno pirataIncesto con la abuela relatadosrelatos cuentos porno bdlol.ru vacacionesrelato porno d amor filialen mi primera comunión relatos pornowww.jugando a la escuelita relatos eroticos.comRelatos de sexo no consentido con misioneras americanasvideos porno gratis eyaculaciones femeninasrelato erotico suegra celosa culiando con el yernohistorias de incesto gay mi abuelito me cogiorelatosexosintabueIncesto con la abuela relatadosmi cuñado me biolo relatos no consentidosRelatoseroticos mi tia borracharelatos eroticos nina curiosapervirtiendo a la bebe relato eroticoRelato Pornos De Dominacion A Chicos TodoRelatoamas dominasrelatos eroticos gay con jovenes en las primariasLos mejores relatos eroticosporno club liberalleer relatos eroticos pornos d sexo con sobrinitas y hermanitas